Aplicar el Código Penal a quien condicione la educación al pago de cuotas: Nico Contreras

Por Juan Ramón Negrete Jiménez

COLIMA, Col., 5 de julio de 2018.- Las cuotas escolares a pesar de que no son obligatorias y la autoridad educativa estatal así lo ha señalado, se siguen presentando casos, por lo que el coordinador del grupo parlamentario “nuestro Compromiso por Colima”, diputado Nicolás Contreras Cortés presentó una iniciativa con la que busca se considere delito el pago de cuotas escolares como condicionante para la inscripción, el acceso a la escuela, la aplicación de exámenes, la entrega de documentación o cualquier afectación a la igualdad de trato a los alumnos.

El legislador independiente dijo que precisamente este jueves “de Manzanillo, llegó una notificación, donde en una escuela se les sigue exigiendo las cuotas a los padres de familia, o en contraparte retener el documento si es que no pagan dicha cuota”.

Por esa circunstancia Nicolás Contreras dijo que estaba proponiendo una reforma al Código Penal para que cualquier condicionante económica que impida ejercer el derecho a la educación gratuita, se equipare con el abuso de autoridad.

A nombre de los legisladores del Grupo Parlamentario Nuestro Compromiso por Colima, Contreras Cortés propuso reformar el Código Penal del Estado, en su artículos 236 bis, el cual quedaría de la siguiente manera:

“Se equipara al abuso de autoridad y se sancionará de cinco días, hasta 3 años de prisión y multa de hasta 400 unidades de medida y actualización, a quien en el ejercicio de funciones de autoridad escolar condicione la inscripción, acceso a la escuela, aplicación de evaluaciones y exámenes, entrega de documentación a los educandos o afectar en cualquier sentido  la igualdad en cualquier sentido  pago de contraprestación o cuota alguna”.

El diputado independiente estimó que encuadrar ese tipo de conductas como delictivas, tiene como finalidad contar con una disposición contundente que permita cohibir esas prácticas.

Aclaró que su propuesta no es considerar como delito el cobro de las cuotas voluntarias, sino únicamente el que se pretenda dar una obligatoriedad disfrazada a las mismas, al existir consecuencias para los alumnos en el caso de no sufragar dichas aportaciones.

Recordó que en cada inicio del ciclo escolar en el Estado de Colima, es posible ver múltiples notas periodísticas donde el titular en turno de la Secretaría de Educación señala la prohibición de la obligatoriedad de las cuotas escolares.

“Es lo reiterativo de este accionar lo que conlleva a pensar la necesidad de tipificar este tipo de conductas con la finalidad de contar con una disposición contundente, que permita logre cohibir este tipo de prácticas”, señaló.