Crónica…

La Madre de todas las elecciones

Por Juan Ramón Negrete Jiménez

COLIMA, Col., 1 de julio de 2018.- Este domingo era especial, mucha gente acostumbrada a quedarse hasta tarde, hoy andaba de pie antes de las 7:00 de la mañana, ¿el motivo? La elección en donde se elegiría presidente de la República, Senadores y Senadoras, Diputados y Diputadas federales, y la renovación de los diez ayuntamientos y los diputados de mayoría relativa del Congreso del Estado.

Todo mundo había hablado de que esta era la madre de todas las elecciones, y que este 1 de julio pasaría a la historia por desarrollarse el proceso electoral más grande en la historia de los comicios.

Por primera vez en esta jornada 30 entidades tendrían elección local concurrente con la federal, y para atender al ejército de candidatos y candidatas se instalaron el Consejo General del INE, LOS 32 Consejos locales, 300 consejos distritales federales, 30 consejos generales de organismos públicos locales, más de 500 consejos distritales locales y más de mil 500 consejos municipales, y para atender a los votantes se instalaron más de 156 mil mesas directivas de casilla en todo el país.

Esa efervescencia se empezó a sentir en Colima desde muy temprano, por un lado los que iban a figurar como funcionarios de las mesas directivas de casilla, por otra parte los que iban a fungir como representantes de candidatos o de partidos.

Se sentía una atmósfera inusual…

Esta vez los carriles del tercer anillo periférico, así como los de la Avenida San Fernando, no se habían cerrada para las gentes que acostumbran salir a trotar o a caminar en familia, de hecho eran pocos los que salieron a ejercitarse.

En los órganos electorales todo eran prisas. En el Consejo Local del INE, las y los consejeros junto con los comisionados de los partidos políticos, tomaban sus lugares para que a las 7:30 horas se instalaran en sesión permanente extraordinaria, prestos a conocer las incidencias sobre la manera en que empezarían a instalarse las 950 casillas diseminadas en todo el territorio estatal y la manera en que se conformarían las mesas directivas y que al final se informaría que hubo necesidad de invitar a 163 ciudadanos formados en las filas, porque no acudieron los originalmente propuestos.

Ahí informaría el vocal ejecutivo del INE, Luis Zamora Cobián, que a las 7:00 de la mañana se dio la orden de destruir dos candados que se habían colocado en dos planteles educativos distintos, donde debían instalarse casillas electorales y que personas interesadas en meterle ruido al proceso habían ido a colocar candados aún cuando la autoridad electoral ya traía las llaves y las autorizaciones para utilizar los inmuebles.

Asimismo diría que en otros planteles donde se instalarían casillas, se encontraron que las aulas habían sido selladas, con una leyenda de que habían sido resguardadas por la FEPADE, cosa por demás falsa ya que en las facultades de la Fiscalía no está esa acción.

Se percibía tranquilidad, pero…

Afuera en las calles se empezaban a observar aglomeraciones en las instituciones donde se habían dispuesto la colocación de casillas, y es que la colocación de las mesas directivas se había tardado más de lo usual, pues aunque se había instruido de que comenzaran a instalatse a las 7:30 horas, para que a las 8:00 se abrieran a la votación, la verdad es que en muchos de los casos fue después de las 9:30 y en algunos casos hasta casi a las 0:00 de la mañana, en medio del enojo de muchos electores, que incluso abandonaron las filas y se retiraron sin sufragar.

En la Junta Local del INE se hablaba de que eran pocas las incidencias,  entre las que se mencionaba que muchas de ellas era porque había propaganda de algún candidato a menos de 50 metros a la redondo, y que habían quedado subsanadas luego de hablar con los representantes de los respectivos partidos políticos para que las retiraran, lo cual habían hecho, sin embargo quedaban marcadas como incidencias.

Sin embargo afuera de las oficinas electorales, en otros rumbos de la ciudad se daba a conocer que cerca de medio centenar de personas habían sido detenidas en un operativo por elementos de la policía, señalándose al parecer habían sido sorprendidos tratando de comprar votos y de coaccionar para que la gente votara en favor del alcalde con licencia Héctor Insúa, queja que nunca se llevó al seno del INE.

Seguían llegando algunas incidencias, principalmente de parte del comisionado político del Partido del Trabajo, Eduardo Guía Velázquez, que era de los más nerviosos y acusaba que la FEPADE no estaba haciendo su trabajo, pues incluso a pesar de que se dirigía a la representante de la Fiscalía, que se encontraba en el INE, para señalarle presuntos actos que constituían delitos, la representante de FEPADE no lo consideraba así, lo que hacía que el comisionado del PT se desesperara.

Y es que lo mismo señalaba que había una persona tomando lista de las personas que acudían a votar en una casilla de Manzanillo; que mencionaba que a las 9:30 horas en la casilla 238 básica, de Manzanillo, aún no empezaban a votar.

Y mientras   la sesión del INE seguía sin sobresaltos, afuera, comenzaban a circular videos, dando fe que el candidato a alcalde de Colima, por PANAL, Roberto Chapula de la Mora, unía esfuerzos con el candidato al Senado de la República por el PAN Luis Ladino Ochoa, para tratar de liberar a los militantes blanquiazules que fueron cazados cuando trataban de hacer la función que les habían encomendado.

Esta acción de Chapula incluso le motivó algunas acusaciones de la gente de Nueva Alianza, que le cuestionaban que entonces para quien había trabajado, pues como siendo el candidato de Nueva alianza, andaba tratando de liberar a militantes panistas.

Suspendieron la votación porque les pegaba mucho sol…

Y así mientras que en las casillas  de la ciudad de Colima, acudían a votar el rector José Eduardo Hernández Nava, y el gobernador José Ignacio Peralta Sánchez, quien incluso se dio tiempo de ir a saludar a la presidenta de la mesa directiva de la casilla 1, contigua 7, que era presidida por una persona con discapacidad visual y a felicitarla por el esfuerzo que estaba desarrollando en beneficio de todos los colimenses, en Manzanillo se informaba que habían tenido que suspender la votación en tres casillas por cuestiones meteorológicas.

Cuando se informó de eso, se pensó que estaba cayendo algún chubasco, sin embargo cuando se fue al fondo de la incidencia, se aclaraba que habían suspendido la votación porque las mesas donde estaban los funcionarios de las mesas directivas de las casillas habían quedado a pleno rayo del sol, por lo que suspendieron la votación mientras se reubicaban el áreas que estuvieran bajo la sombra.

En los recorridos por las casillas se podía observar que salían en familia a votar, y los que se enteraban que en Manzanillo un representante de un partido político al momento de firmar las boletas de votación se equivocó y en lugar de firmar por el reverlo lo hizo por el anverso, sobre los logotipos del PAN y del PRI, no dejaban de enviarle recordatorios, pues había echado a perder un block con cien boletas, las cuales se dejaron de reserva.

Aunque parecía que las cosas transcurrían en aparente tranquilidad de Armería se reportaron a través de los comisionados políticos, que en la casilla 178 se estaba violentando la votación, esa casilla estaba instalada en la colonia Emiliano Zapata, aunque nunca se dijo de qué manera se estaban violentando la votación.

Y enseguida llegaba otra denuncia más alarmante cuando reportaban que en la casilla 185 básica de Cofradía de Suchitlán, había suspendido su votación “pues la delincuencia organizada no está dejando entrar a nadie a votar”, sin embargo ya no se comentó nada de eso, por lo que parece que todo quedó en una falsa alarma.

Se desbordan las pasiones…

Las horas seguían transcurriendo a las 17:30 horas, a escasos treinta minutos de que se cerraran las elecciones empezaron a llegar noticias de que las pasiones se habían desbordado en Tecomán, y que la policía municipal panista había empezado a detener a militantes del Partido Verde y del partido Revolucionario Institucional, acusándolos de llevar más de dos millones de pesos en efectivo, presuntamente para la compra de votos.

Eso hizo que se armara un fandango para tratar de liberar a los detenidos en medio de acusaciones.

Y mientras eso ocurría en Tecomán, en el consejo general del Instituto Electoral del Estado, la abanderada del PAN, Brenda Gutiérrez Vega, señalaba que a esa hora continuaban detenidos e incomunicados los 45 simpatizantes del blanquiazul, detenidos por elementos de la policía estatal preventiva, todos ellos en la ciudad de Colima.

Pero también decía que otros dos simpatizantes del PAN, habían sido detenidos en Tecomán, incluso que los elementos de la policía estatal los habían sacado de su casa, sin mediar denuncia y acusándolos de estar coaccionado el voto.

En Manzanillo dijo que cinco personas más habían sido detenidos y en Villa de Álvarez otro más, aunque reconocería en los casos de Tecomán, Manzanillo y Villa de Álvarez, habían sido liberados.

Por su parte el comisionado político del PRI, Rafael Hernández Castañeda, denunció que militantes del PRI y del Verde habían sido detenidos en Tecomán, y en el municipio de Minatitlán, en la Comunidad de La Loma, estaban siendo retenidos por elementos de la policía.

La presidenta del consejo del Instituto Electoral del estado, informaría más tarde que de la Secretaría de Seguridad  le habían notificado que no había personas detenidas por motivo de la elección, por lo que recomendaba a los representantes del PAN y del PRI, que acudieran a interponer la denuncia, para que tuvieran información al respecto.

Y llegó la hora cero…

Por fin a se abrió el Programa de Resultados Electorales Preliminares a las 18:00 horas, sin embargo fue hasta las 19:45 horas, cuando llegó la primera casilla, siendo ésta la 83 extraordinaria 2, correspondiente al distrito electoral 3, del municipio de Colima, la cual era gananda por el candidato postulado por MORENA-PT-PES, Carlos Farías, con 34 votos; enseguida el candidato del PRI, Oscar Anguiano, con 33; en tercer lugar quedaba Crispín Guerra Cárdenas, con 11 y los postulados del Movimiento Ciudadano y PANAL, empatados con 6 votos cada uno.

La segunda casilla en llegar fue la correspondiente a la elección del Ayuntamiento de Colima,  también era la casilla 83 extraordinaria 2, y la votación favorecía al abanderado de la coalición PRI-PVEM, Walter Oldenbourg, con 33 votos; el abanderado de MORENA, Rafael Briceño, se quedaba con 20; enseguida Héctor Insúa, del PAN-PRD, con 17; Leoncio Morán de Movimiento Ciudadano con 12; y Roberto Chapula de PANAL, con 11.

Y mientras esperábamos que llegaran los paquetes de la elección local, empezamos a conocer la soberana derrota que el candidato Presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, propinaba a sus adversarios, del PAN y del PRI, quienes no esperaron ni a que el INE diera las tendencias para reconocer la moquetiza que les propinaron…

Mientras tratamos de digerir ese resultado esperamos a que fluya la información del PREP, que es más lenta que de costumbre, y a las 01:00 horas de este lunes, apenas se han computado 124 casillas de las 950 que se instalaron en todo el estado… Esta va a ser una madrugada muy larga.