●El INE salvaguarda el derecho a la salud de las personas y garantiza la equidad en las contiendas asegurando la participación de toda la ciudadanía: Lorenzo Córdova
●Por primera vez se realiza sesión con la participación vía remota de las consejeras y consejeros, representantes de partidos políticos y del Poder Legislativo
●El acuerdo contó con el acompañamiento de todas las fuerzas políticas

Ciudad de México, 1 de abril de 2020.- El Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE) aprobó, por unanimidad, ejercer su facultad de atracción para suspender temporalmente el desarrollo de los procesos electorales locales de Coahuila e Hidalgo, así como la celebración de la jornada electoral del 7 de junio de 2020, con motivo de la pandemia de COVID-19.

El Consejero Presidente del INE, Lorenzo Córdova Vianello, explicó que los once consejeros electorales solicitaron al Consejo General que ejerciera la facultad de atracción, con la finalidad de posponer, por primera vez en la historia del Instituto, unos comicios, los cuales se llevarían a cabo el 7 de junio.

“Con ello, el INE podrá contribuir a salvaguardar el derecho a la salud de las personas y a garantizar la equidad en las contiendas, asegurando la participación de todas las ciudadanas y ciudadanos, de manera libre y segura”, señaló Córdova Vianello.

En la que fue la primera sesión virtual del Consejo General, con la participación vía remota de las consejeras y consejeros, así como de los representantes de partidos políticos y del Poder Legislativo, Lorenzo Córdova subrayó que las medidas del Consejo de Salubridad y la Secretaría de Salud que, entre otras, ordenan la suspensión de actividades no esenciales hasta el 30 de abril, provocan la imposibilidad material para continuar con los procesos en esas entidades.

El Consejero Presidente enfatizó que el acuerdo es producto del diálogo respetuoso y el consenso entre las fuerzas políticas nacionales.

La certeza en las reglas de los comicios, dijo Córdova Vianello, son un “elemento fundamental de la estabilidad democrática; la inflexibilidad de esas reglas puede, en el extremo, poner en riesgo a la democracia misma; eso es lo que está ocurriendo ahora, estamos posponiendo las elecciones para salvaguardar los derechos políticos de quienes son los protagonistas, precisamente, de la democracia: las y los ciudadanos que deben poder votar de manera libre e informada”.

Agregó que la pretensión de que los comicios siguieran su curso, sin atender las disposiciones sanitarias anunciadas recientemente, sería “condenar a las elecciones al fracaso, atizar con ello el descontento con la política y el desencanto con la democracia y, peor aún, poner en riesgo la salud de las y los ciudadanos involucrados en estos procesos electorales”.

En ese sentido, Córdova Vianello subrayó que “no se están suspendiendo de manera definitiva, ni mucho menos cancelando las elecciones”, lo que significaría la supresión de la democracia. “Estamos posponiendo para reprogramar las elecciones hasta que existan condiciones plenas para llevarlas a cabo con plena garantía de los derechos políticos”, precisó.

Se trata, dijo, de una decisión que el INE toma desde su autonomía constitucional, pero en sintonía con las autoridades sanitarias del país y de los actores políticos de México.

Es una “decisión gravísima” que no puede ni debe banalizarse ni abaratarse. “Ojalá que nuestra democracia nunca más tenga que verse sometida a una situación como la que hoy enfrentamos”, expresó.

Esta es la es la primera vez en la historia del INE que se posponen elecciones por causas de salubridad.