Por Juan Ramón Negrete Jiménez

Colima, Col., 6 de noviembre 2019.-Acusados por el delito de robo a casa-habitación, la noche de este miércoles un juez de control vinculó a proceso a once personas, por hecho ocurridos el 14 de septiembre pasado en la Colonia Santa Bárbara, en la ciudad de Colima-capital, y les dictaron prisión preventiva por treinta días, mientras la Fiscalía termina de aportar pruebas.

De acuerdo a información que circuló en las redes sociales, se confirmó que entre los once detenidos se encuentra el autollamado “Abogado del Pueblo”, Agustín “N”, así como Luis “N”, que había sido ya detenido en flagrancia cuando ocurrieron los hechos a mediados del mes de septiembre, y que había sido dejado en libertad, en tanto se terminaba de integrar la carpeta de investigación.

El juez de control citó a audiencia para celebrarse este miércoles cinco de noviembre, y del análisis realizado, encontró suficientes evidencias para ordenar la prisión preventiva a las once personas que citadas y concedió treinta días para que la parte acusadora presente las pruebas en contra de los detenidos, quienes serían trasladados al Centro de Reinserción Social (CERESO), para que purguen esa prisión preventiva por 30 días.

En una entrevista realizada al abogado que llevó el proceso de los once detenidos y que se transmitió a través de las redes sociales, afirmó que “desde un principio sabíamos que esto podía pasar (la detención), obviamente es algo que no nos agrada, pero el sistema así es, ahora hay que esperar la siguiente etapa y prepararnos, y yo confío en que la verdad va a salir a la luz en algún momento”.

Agregó que si el juez ordenó la prisión preventiva para las once personas, “pues vamos a tener que esperar la siguiente etapa y tratar de prepararnos bien para la siguiente etapa”.

El abogado defensor de los once detenidos, dijo que no hay razón para temer por la integridad de los detenidos, incluso dijo que Agustín “N”, solicitó protección para su persona al interior del reclusorio, pues dijo que había recibido amenazas; “la verdad es que el juez está actuando apegado a estricto derecho y nos ha explicado que en esta etapa no necesariamente se desahogan pruebas, nada más se ven los datos de prueba, y el hecho de que la Fiscalía prueba acreditar la probable participación de nuestros clientes en un hecho delictivo, por eso se declara la vinculación a proceso, pero eso no quiere decir que son culpables”.

“Al final del día creo que el juez se ha portado bien, ha estado actuando bajo estricto derecho”, dijo el abogado defensor de Agustín “N”, Luis “N” y los otros nueve detenidos.